Kick-boxing

Por: Yadira Arteaga Miranda

El kick-boxing es un deporte de contacto de origen japonés en el cual se mezclan  diversas técnicas de lucha o combate (boxeo,  karate y Muay Thai)

Jorge Armando Barceló práctica este deporte aproximadamente desde hace 8 meses, El mismo define al entrenamiento como de patada y boxeo. Lo que más le despiertan adrenalina al joven practicante es el contacto y las patadas; en cuanto el estilo lo que más ha desarrollado es el boxeo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Se le solicito a Jorge que nos contara una anécdota a la cual accedió y es lo siguiente:

“(…) La primera vez que me subieron al ring, tenía un mes de haber estado en acondicionamiento físico. Todavía no sabía pelear bien y me subieron contra un señor que era más grande y pesado que yo, entonces se puso muy intenso termine con 3 aberturas en la boca y en el suelo.

(…) Lo que más me gusta de este deporte es que puedes descargar mucha energía y en el combate te puedes dar con todo, pero al bajar del ring sigues siendo amigos como siempre”

Esta es una actividad que le supone al cuerpo muchas ventajas y  las más destacadas son:

  • Bajar de Peso.
  • Definir Musculo.
  • Acondicionamiento físico.
  • Defensa personal.
  • Coordinación.
  • Libera estrés.

El kick-boxing  además de ser un excelente deporte de contacto te otorga seguridad y múltiples beneficios y si no lo sabías, ahora lo sabes.

Anuncios

Al rescate de los Alicantes

Por: Yadira Arteaga Miranda

Todo parecía una atracción, los niños y padres de familia se reunían alrededor de lo que parecía una exposición de la zona arqueológica de Tula, el nombre de dicha exhibición era “los guardianes de los Toltecas”, la sorpresa general del público expectante fue que se permitía la convivencia directa con unos singulares reptiles.

Estos animales lejos de su apariencia temible convivían con los visitantes y los integrantes de la fundación “Pon un granito” explicaban el porqué de su fundación,  al mismo tiempo permitían que los que se acercaban tomaran entre sus manos a las víboras e incluso los más atrevidos las colocaban alrededor de su cuerpo.

La recomendación general de este grupo altruista es: “No hay que maltratar a esta especie ya que está en peligro de extinción, no se vallan con la finta de que son agresivas todo lo contrario, en muy raras ocasiones y solo cuando las molestan te atacan”

La fundación “Pon un granito”, es un grupo Ambientalista, Ecologista y Altruista que están en pro de la Defensa de los Derechos Humanos. Se ubican en Santos Degollado #3, Atitalaquia Hgo.

Recuerda que el Alicante está en peligro de extinción, además es un ser vivo, como todos merece respeto y si no lo sabías, ahora lo sabes.

Amaranto

Por: Yadira Arteaga Miranda

En la exposición que se llevo a cabo en la Sala histórica Quetzalcóatl se tuvo la grata sorpresa de que un estudiante de la Secundaria General Genaro Guzmán Meyer estaba entre los panelistas. Dichos conferencistas son  reconocidos arqueólogos de la zona.

 

El nombre del expositor es Abraham Licona el cual nos narro con un estilo ameno generalizaciones acerca del Amaranto. De manera muy breve he aquí algunas de sus palabras:

“(…) El amaranto era muy considerado por la antigua población de Tula, de este alimento se hacían figuras antropomorfas, Al realizar las figurillas se procedía a hacer una ceremonia (…) además del uso ritual esta planta se usaba de reserva, en caso de que se terminara el maíz y pudiese servir de alimento.”

Datos curiosos de la Alegría:

  • Hernán Cortes al observar las ceremonias que se hacían del amaranto, las prohibió y a las personas que se les agarraba in so facto se les cortaban las manos.
  • Cuenta una leyenda que el nombre que se le da al dulce tradicional mexicano se debe a que cuando uno está triste y recibe este manjar te llenas de Alegría y de ahí que se utilice este nombre para referirnos al amaranto que está hecho con Melaza.

No tardes mucho en disfrutar de este delicioso dulce que además de nutritivo te llena de alegría… y si no lo sabías, ahora lo sabes.

Contaminación Luminica

Por: Oswaldo Ramírez

Hace un par de días, por azares de una falla eléctrica, la colonia donde yo vivo no tuvo luz alrededor de 6 horas.

A pesar de que esto afectó ciertas actividades, de la mayoría de las personas en mi caso lo único que se me impidió fue el ver televisión  y revisar mi correo electrónico.

Sin embargo, otras actividades resurgieron de mi infancia, como las charlas a la luz de las velas o mejor aún,  el salir a observar en una noche  despejada el firmamento estelar de estrellas.

Y es que si bien a pesar de que no nos encontramos en una región  muy contaminada por la luminosidad nocturna, sí en cambio nos es  perceptible observar estrellas muy comunes como el cinturón de Orión o el planeta Venus, peor hemos perdido el encanto de mirar y meditar aquellas figuras que mitológicamente se les dieron nombres, según  lo que desde la antigüedad creían ver las antiguas civilizaciones.

Desafortunadamente  debido al paulatino efecto de la CONTAMINACIÓN LUMINICA  este tipo de actividades  son casi imposibles de realizar a simple vista desde una ciudad cualquiera. Hay que tener en cuenta que   parte del efecto de este tipo de contaminación lo percibimos en el sobrecalentamiento de nuestros hogares, así como la atrofia ocular debido a la exposición excesiva de luz. Esto sin contar quede la luz omitida por los focos comunes, por ejemplo un farol, del 25 al 50% es desperdiciada originando este efecto en el medio ambiente nocturno.

Lo anterior, junto con el paulatino efecto  devastador que conlleva la producción y activación lumínica innecesaria en  relación al Calentamiento Global. Hecho que ha agravado las condiciones de vida óptima en nuestro planeta los últimos 20 años.

Este simple hecho causado por un accidente del suministro eléctrico me hizo reflexionar en cuan importante es cuidar nuestro medio ambiente, fomentando una cultura del consumo racional de recurso energéticos, ya que no solo las consecuencias pueden ser irreparables, sino que al omitir este tipo de efectos, apagando tu luz y utilizando solo la necesaria, poder contribuir con la naturaleza y por que no también crear o reinventar  hobbies como el de mirar las estrellasen una noche despejada.

Leyenda y tradición en Tula

Por: Michel Dolores

Una de las principales Leyendas es:

El Caballero Español era un hombre vestido a la usanza española con sombrero cordobés con capa española como vestían en la época colonial. Cuentan que a media noche, en la calle de Allende cruzaba la calle 5 de mayo, subía por la escalera poniente de la parroquia, hoy catedral, pasaba por el atrio hasta perderse en el quicio de la puerta principal de la iglesia que se encontraba cerrada; no se le veía el rostro pero si se oían sus pisadas como si trajera botines o botas. (Leyenda comunicada por don Manuel Rodríguez Pérez).

Las principales Tradiciones son:

El 19 de marzo, fiesta patronal de San Antonio, se inicia la víspera con bailes, fuegos pirotécnicos y música.

El 12 de diciembre día de la Virgen de Guadalupe, llegan a la Catedral de San José procesiones de comunidades del municipio. Se organizan en la cabecera y en otros lugares para seguir la procesión asía la Basílica en el Distrito Federal, haciéndolas a pie generalmente.

La Semana Santa, de fecha variable, celebran la pasión de Cristo con todo el ritual religiosos en el atrio de la Catedral y en el interior, cánticos, rezos y sermones que se llevan a cabo. Oficia el Obispo con varios sacerdotes.

El Día de Muertos, se acostumbra hacer ofrendas tradicionales en las casas, ofrenda que no se consume porque esta dedicado para los muertos familiares.

En el día por lo general se llevan ofrendas y flores a los panteones constituyendo una romería.

Las fiestas decembrinas por lo general se inician con la primer posada el día 16, las que continúan hasta el 24 que es la pascua de Navidad. En estos actos religiosos de Navidad ya no hay recogimientos perdiéndose la tradición litúrgica.  Estas fiestas son de piñatas y bailes en los que se consumen bebidas espirituosas, en mucha cantidad.

LA CEREMONIA DEL FUEGO ENTRE LOS TOLTECAS

Por: Monse Ortiz

En la conferencia del investigador del INAH Carlos Hernández Reyes menciono lo siguiente:

“(…)Tres días antes del fin del siglo los antiguos mexicanos rompían todas sus vasijas de barro; sus ídolos de madera o piedra los tiraban a las acequias o lagunas y apagaban todos sus fuegos. A las mujeres embarazadas las encerraban en graneros y les ponían mascaras de pencas de maguey pues había el temor de que si no se prendía fuego el fuego se transformarían en fieras y a los niños procuraban mantenerlos despiertos pellizcándolos,  para que no se volvieran ratones.

Creían los aztecas que al finalizar un siglo el sol no podría salir más, que el mundo quedaría en tinieblas y los monstruos tzitzimime bajarían a la tierra en gigantescas telas de araña y devorarían a los hombres, que el mundo se acabaría y tendría fin el linaje humano. Por los aztecas para evitar esta catástrofe celebraban un impresionante ritual: la ceremonia del fuego nuevo llamada Toxiuh Molpilia en la que al encender el fuego en la tierra se encendía el sol en el universo para que siguiera alumbrando por otros siglos mas.”